8 Curiosidades Sobre Miguel Ángel Que Te Van a Sorprender

david

 

Probablemente conoces a Miguel Ángel Buonarroti como uno de los más grandes artistas de todos los tiempos. Durante su carrera prodigiosa esculpió la Piedad en Roma y el David en Florencia, pintó los techos de la Capilla Sixtina y hasta diseñó la cúpula de la Basílica de San Pedro, por nombrar sólo algunos. Pero detrás de este artista de fama mundial era un tipo con más de unas cuantas peculiaridades.

Aquí están 8 datos interesantes sobre la vida de Miguel Ángel Buonarroti, que seguramente encontrarás bastante sorprendente:

Era un mundialmente reconocido escultor, pintor, arquitecto ypoeta?

Sí, todos hemos visto sus pinturas y esculturas, pero pocos saben que la obras artísticas de Miguel Ángel incluyen la escritura, también. Miguel Ángel escribió centenares de cartas y poemas, más de 300 de los cuales todavía existen hoy. Su poesía es bastante sugestiva, discutiendo el amor, la lujuria, y el éxtasis, así como la espiritualidad, la lealtad y el alma humana .

Era un falsificador

Ok, no era un falsificador habitual, pero probablemente inició su carrera en 1496 copiando una antigua escultura romana llamada “Cupido durmiente” y pasándola como un original.

Después de completar la reproducción , enterró la estatua y luego la cavó para darle un aspecto desgastado. Independientemente de que fue por la sugerencia de su patrón, Lorenzo de Medici, o por su propia voluntad, terminó vendiendo la pieza al cardenal Riario para una gran suma de dinero.

Aunque chocante para nosotros hoy en día, en el pasado, la falsificación de arte, o, el “embellecimiento”, no estaba tan mal visto (eso significaba que el artista era tan bueno que podía copiar los grandes!) Y este acto a escondidas al final ayudó al joven Miguel Ángel a lanzar su carrera.

No fue originalmente elegido para completar la Capilla Sixtina

sistine

En la época del ascenso de Miguel Ángel, era Rafael el pintor célebre de la ciudad, y fue Rafael quien el Papa Julio II eligió originalmente para trabajar en la Capilla Sixtina. Así empezó la rivalidad entre los dos grandes artistas. La fama de Miguel Ángel iba creciendo con sus comisiones y el joven artista estaba robando algunos de los negocios de Rafael. Por celos o orgullo, Rafael convenció al Papa a contratar a Miguel Ángel en su lugar, con la esperanza de demostrar que el joven artista era realmente sólo un escultor y no era capaz de pintar tan bien como el. Obviamente fue decepcionado.

Hoy en día más de 25.000 personas ven la magnífica capilla todos los días. Parece que Miguel Ángel tuvo la última risa….

Pintó a sí mismo en la Capilla Sixtina

Michelangelo,_Giudizio_Universale_31

La Pietà Miguel Ángel tuvo su firma (y fue su primera obra escultórica maestra y tan buena que nadie creía que podría venir de un artista tan joven, por lo que inscribió su nombre en una banda diagonal sobre el pecho de la Virgen María).

Después de eso Miguel Ángel nunca volvió a firmar otra obra de arte. En cambio, solía pintar a sí mismo en ellas. El más famoso de estos autorretratos se encuentra en el fresco del Último Juicio que cubre una pared de la Capilla Sixtina. Allí, San Bartolomé esta sosteniendo la piel de un rostro que parece ser de Miguel Ángel.

Si quieres ver la Capilla Sixtina antes de que entren la muchedumbre, ven en nuestra Visita Guiada al Vaticano con Entrada Temprana

El David, fue tallado de un bloque de mármol desechado

david

De todos los hechos acerca de la biografía de Miguel Ángel, este es tal vez el más impresionante. Aunque notoriamente exigente con el mármol que usaba, Miguel Ángel eligió una pieza alta y delgada para el David, lo que llevo a muchos a creer que la escultura sería imposible de hacer.

Llamada el ” Gigante “, la losa de mármol había sido extraída y luego abandonada por más de 40 años antes de que Miguel Ángel la reclamó. La piedra se había deteriorado de los elementos y ya tenía más de una marca de cincel en su superficie.

Sin embargo, Miguel Ángel fue capaz de crear una estatua del David de casi 17 pies de altura, considerada estructuralmente perfecta por los mejores artistas y escultores . Es por ello que, a pesar de la multitud que acude a ella, sigue siendo una visita obligada. Ahora sólo tenemos que esperar que dure, ya que recientes análisis han revelado que la mala calidad del mármol ha contribuido a la deterioración de la escultura más rápida de lo normal.

No Tenía mucho estilo, pero sí tenía la costumbre de enojar a mucha gente 

Miguel Ángel nunca se casó y ni tuvo hijos , pero se rumorea que haya tenido muchas relaciones amorosas tanto con hombres como mujeres. A pesar de que llegó a ser un hombre rico, vivía casi en la miseria. Rara vez se cambiaba de ropa y no le gustaba bañarse.

Se dice que su ropa estaba tan sucia y pegada a su cuerpo que cuando murió tenían que cortarla y pelarla de su piel. En la vejez el artista vivió una vida muy solitaria, únicamente entrando en contacto con los demás cuando el trabajo lo obligaba.

Miguel Ángel tenia muchos rasgos de personalidad clásicos de artista. Era duro con sí mismo y su trabajo. En una de sus muchas cartas acerca de su trabajo en la Capilla Sixtina escribió la célebre frase : “Yo no soy un pintor”

Estaba a menudo insatisfecho y muy conocido por sus estados de ánimo volátiles y críticos. De hecho, uno de sus compañeros de estudio, Pietro Torrigiano, estaba tan enojado con Miguel Ángel por su talento – o más probablemente por su fea manera de hablar- que le dio un puñetazo en la nariz, dejándola permanentemente torcida.

Fue la primera persona a haber una autobiografía publicada durante su vida

A pesar de, o tal vez debido a su personalidad interesante, los Italianos adoraban Miguel Ángel, tanto durante su vida como después. Le llamaron “Il Divino” , o “lo Divino “ y todo el mundo quería saber los hechos de su vida, o al menos un recuento de ellos. Esto es tal vez lo que llevó a Miguel Ángel a publicar no una, sino dos autobiografías durante su vida.

Sabemos mucho más acerca de las opiniones, la vida y las obras de Miguel Ángel que cualquier otro artista de su tiempo. Además de sus autobiografías, conocemos el artista a través de cartas y diarios de personas que estuvieron en contacto con él, bocetos de artistas que le admiraban, así como los numerosos documentos que sobreviven hoy desde el gobierno o la burocracia papal. Habiendo sido comisionado para muchos proyectos gubernamentales o papales, cada proyecto se grabó y se mantuvo meticulosamente. Eso nos da una idea de las obras, línea de tiempo y sueldo de la vida de Miguel Ángel.

A los 74 años de edad, fue llamado a “salvar” a la Basílica de San Pedro

La Basílica de San Pedro, uno de las mejores obras de Miguel Ángel.

La Basílica de San Pedro, uno de las mejores obras de Miguel Ángel.

La Iglesia Católica llamó al pintor jubilado cuando él tenía 74 años, prácticamente rogándole para ayudarles a completar el trabajo aparentemente interminable de la Basílica de San Pedro. Aunque el edificio no se terminaron hasta después de su muerte, Miguel Ángel trabajó duro en ello durante 14 años más, hasta que murió a los 88 años, mucho después de la edad media de la época. Después de que ya no estaba en condiciones físicas de visitar el sitio de trabajo, continuó supervisando periódicamente el trabajo desde la casa, mediante el envío de dibujos, diseños y respuestas a los capataces. Con la supervisión de Miguel Ángel, San Pedro ganó su majestuosa cúpula y creó un horizonte que peregrinos de todo el mundo todavía vienen a ver.

Tú puedes disfrutar el legado de Miguel Ángel en la Basílica de San Pedro en nuestro tour La Capilla Sixtina Expresa

Miguel Angel era un hombre extraordinario. Aprenda 8 hechos sorprendentes sobre su vida en nuestro blog!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *